lunes, 31 de diciembre de 2012

Novedades sobre Antonio Molle Lazo

Recogemos a continuación dos recientes despachos de la agencia FARO.

Jerez de la Frontera, diciembre 2012. Nos informa don Felipe Morenés y de Giles que se ha publicado en Sevilla un libro titulado Mártires por su Fe (Guadalturia, 2012; Colección Momentos de la Historia, ISBN 978-84-940821-0-8) cuyo autor es el Ilmo. Sr. D. Fernando de Artacho. Aunque en la ciudad de Sevilla triunfó el Alzamiento del 18 de julio de 1936, su Archidiócesis sufrió una cruel persecución religiosa a manos de los rojos. El libro incluye un capítulo dedicado al requeté Antonio Molle Lazo, Mártir de Cristo Rey, página 223.

En reciente conversación con el mismo don Felipe Morenés, el Vicario General de la Archidiócesis le manifestó que tenía mucho interés en sacar adelante la beatificación del mártir requeté.


Madrid / Jerez de la Frontera, 30 diciembre 2012, Domingo en la Infraoctava de Navidad; fiesta de la Traslación del Apóstol Santiago; Beata Vicenta Mª López y Vicuña. Complemento al despacho de FARO ayer:
Documental sobre Antonio Molle Lazo

Dirigido por Carlos F. Bellmont Pastor, la editorial Arca de la Alianza ha publicado recientemente un documental en DVD sobre Antonio Molle Lazo, el joven requeté torturado en Peñaflor por milicianos marxistas durante la Cruzada del 36. A su patrocinio está encomendado el Círculo de estudios madrileño de su mismo nombre. Su vida sin mancha y su admirable muerte explican que se haya abierto ya hace decenios el proceso de su beatificación. El video recorre los lugares donde vivió y murió, escenifica algunos acontecimientos de su biografía y recoge numerosos testimonios de vecinos, parientes, devotos, biógrafos y hasta de uno de sus amigos.

Según Santo Tomás, la literatura y las artes escénicas debieran provocar la virtud por medio del ejemplo sensible. A tal fin, bueno es seguir las huellas del carlista Molle Lazo, que supo estar con las armas donde debía y, cuando Dios lo quiso, soportó las afrentas del martirio dando vivas a Cristo Rey. Nos permitimos, pues, recomendar este documental, como ya lo hicimos en su día con la biografía de Molle Lazo*, hecha por Fray Santiago Cantera O.S.B., que es, por cierto, una de las personalidades que más y mejor intervienen en él.

*Antonio Molle Lazo (1915–1936). Juventud, ideales y martirio. Ediciones Scire, Barcelona 2009.

Antonio Molle Lazo, Mártir de Cristo Rey (1915-1936). La juventud para Cristo.
DVD. Duración: 1 h. 15 min.
Editorial Arca de la Alianza. Depósito Legal: M-32720-2012. España 2012.
Pedidos: teléfono +34 690272548

domingo, 23 de diciembre de 2012

Feliz Navidad

El Círculo Cultural Antonio Molle Lazo desea una santa Navidad a todos sus socios, amigos y simpatizantes, así como un feliz año 2013 de la Encarnación de Nuestro Señor Jesucristo.

jueves, 6 de diciembre de 2012

Madrid: rastrillo carlista y conferencia

Sábado 15 de diciembre de 2012:

  • Rastrillo carlista

  • Conferencia de J.M. Rozas sobre la usura


El 15 de diciembre de 2012 el Círculo Cultural Antonio Molle Lazo, que forma parte de la Comunión Tradicionalista, ha organizado en Madrid un rastrillo carlista, que será motivo de gratos encuentros y, también, según esperamos, proporcionará medios económicos para que continúe su labor.

El mismo día 15 podéis entregar vuestras aportaciones para el rastrillo de 11 a 14 h. en la calle José Abascal 38, bajo izquierda. Os agradeceremos que traigáis adornos, antigüedades, libros o recuerdos (sobre todo carlistas) adecuados para mercadillos de este tipo. También podéis hacer la entrega al principio del rastrillo, que empezará a las 16:00 (cuatro de la tarde). Para cualquier consulta sobre este particular está a vuestra disposición el teléfono del Círculo: 622796664.

Fundación Francisco Elías de Tejada
C/. José Abascal (ant. General Sanjurjo), 38 - Bajo izqda.
28003 Madrid
(Metro Alonso Cano, Gregorio Marañón, Iglesia)


A las 19:00 (siete de la tarde) de ese mismo día, y en la misma sede, Juan Manuel Rozas pronunciará, D.m., una conferencia titulada

Ayer y hoy
de la condena católica de la usura


A lo largo de la historia, el préstamo con usura ha producido matanzas, revoluciones, derrocamientos, destronamientos y ha sido causa, más o menos directa, de numerosas guerras. Al lado de esos hechos catastróficos, innumerables hombres, en anónima desesperanza, han visto arruinados su negocio, su hacienda, su familia y su vida por la misma causa. Condenada desde el Antiguo Testamento y luego por la Iglesia, en tiempos relativamente recientes la prohibición eclesiástica de la usura, como tantas otras, se ha relajado mucho. Hoy, tiempo de asperezas económicas, se hace más patente esa deficiencia, porque vemos con alarma cómo la especulación globalizada está llevando al mundo hacia alguna meta desconocida pero, de seguro, indeseable. Al menos para el común de los mortales.

Juan Manuel Rozas, abogado del Ilustre Colegio de Madrid, fue profesor de Derecho Comunitario en la Universidad de Comillas, ha escrito un buen número de artículos de gran interés para la revista Verbo y ha pronunciado sabrosísimas conferencias en el Círculo Cultural Antonio Molle Lazo, que todos recordamos. La charla que nos ofrecerá en esta ocasión se enmarca dentro de sus últimas investigaciones que están dedicadas a la economía desde la perspectiva católica.


Programa sábado 15 de diciembre de 2012:
  • 12 a 14 h. Recogida de objetos.
  • 16 a 21 h. Rastrillo.
  • 19 h. Conferencia.
Fundación Francisco Elías de Tejada
C/. José Abascal (ant. General Sanjurjo), 38 - Bajo izqda.
28003 Madrid
(Metro Alonso Cano, Gregorio Marañón, Iglesia)

sábado, 10 de noviembre de 2012

Seminario de formación Madrid 24 de noviembre

Sábado 24 de noviembre de 2012
19:00

Seminario de formación
Historia de la Nueva Era

por Eugenio Barrera Etura, historiador

¿Un sucedáneo espiritual para el Nuevo Orden Mundial?

Cuando decimos que estamos en el año 2012, nos estamos refiriendo a la «vieja era», la todavía vigente era cristiana. Desde que la Segunda Persona de la Santísima Trinidad se hizo hombre, acontecimiento central de la Historia, el Enemigo de Dios y del género humano comenzó sus ataques contra Ntro. Sr. Jesucristo y los suyos con todos los medios imaginables. Y el conocido movimiento de la «New Age» es el último de ellos: el más insidioso y sofisticado.

La «Nueva Era» trabaja por suprimir hasta el último resto de Fe católica en los individuos y en la sociedad. Y una vez eliminado Dios de ella y pervertida la mente de muchos, nos promete una edad de oro para la humanidad, un paraíso en la Tierra en la que, de nuevo, se nos sugiere que «seremos como dioses». Sobre este movimiento acuariano, que ha empapado nuestra cultura y desplazado la Religión, nos hablará, el próximo sábado 24 de noviembre, D.m., el historiador Eugenio Barrera, presidente del Círculo.

Fundación Francisco Elías de Tejada
C/. José Abascal (ant. General Sanjurjo), 38, bajo izquierda
(Metro Alonso Cano, Gregorio Marañón, Iglesia)

Más información: correo electrónico

miércoles, 17 de octubre de 2012

Cena de Cristo Rey 2012

El Círculo Cultural Antonio Molle Lazo convoca, como es costumbre de los carlistas madrileños, a la cena en que por la festividad litúrgica de Cristo Rey reúne a sus socios y amigos y que constituye el comienzo del curso cultural y político. Nada mejor que perseverar en el culto de Cristo Rey frente al naturalismo, el liberalismo y el laicismo que ya Pío XI, al instituir la fiesta el último domingo de octubre, señalaba como errores pestíferos de nuestro tiempo.

Tendrá lugar (D.m.) el día 27 de octubre, sábado, a las 21 horas (se ruega acudir unos minutos antes para poder comenzar a cenar a las 21 horas), en el restaurante Paolo, C/. General Rodrigo 3 (con entrada también por C/. Julián Romea 10); Metro Guzmán el Bueno. Madrid.

A los postres harán uso de la palabra:
Para asistir a la cena se ha de hacer la reserva de plazas bien en el teléfono 622796664, bien por correo electrónico. Cubierto: 32 € (estudiantes: 25 €).  El número de plazas es limitado.

domingo, 30 de septiembre de 2012

Seminario de formación Madrid 6 de octubre

Sábado 6 de octubre de 2012
19:00

Seminario de formación
Doctrina y conflictos acerca del regalismo
(siglos XVI al XIX)

por Ángel David Martín Rubio,
canónigo archivero de la Catedral de Coria



El regalismo fue una corriente de pensamiento que tuvo gran repercusión política en España durante la segunda parte del siglo XVIII y durante la llamada Guerra de la Independencia. Mantenía la autonomía de la monarquía respecto a la Santa Sede y se enfrentó a lo que llamaban ultramontanismo, término que acuñaron para designar despectivamente el pensamiento tradicional o contrarrevolucionario, heredero del pensamiento político medieval y del Siglo de Oro. La historiografía dominante ha preferido exagerar la influencia de los eclesiásticos y políticos ilustrados, de pensamiento regalista y jansenistizante, al tiempo que ha acumulado todo tipo de dicterios contra los reaccionarios; pero olvida que la tendencia regalista —muy minoritaria— no era tanto una exageración de la misión religiosa de los reyes, cuanto una manera de oprimir la vida religiosa y destruir la herencia de la Cristiandad.

El M.I. Dr. D. Ángel David Martín Rubio, Canónigo Archivero de la Catedral de Coria, además de haber cursado los estudios eclesiásticos, es licenciado en Geografía e Historia (Universidad de Extremadura), en Historia de la Iglesia (Pontificia Universidad Gregoriana de Roma) y en Derecho Canónico (Universidad Pontificia de Salamanca) y doctor en  Historia (Universidad San Pablo-CEU, donde ha sido profesor durante seis años). Actualmente es párroco, canónigo y profesor de Historia de la Iglesia y de Teología en el Instituto Superior de Ciencias Religiosas y en el Seminario de Cáceres. Es autor de numerosos libros y artículos, muchos de ellos dedicados a la pérdida de vidas humanas como consecuencia de la guerra civil y de la persecución religiosa, y ha intervenido con frecuencia en jornadas, conferencias y medios de comunicación.




Fundación Francisco Elías de Tejada
C/. José Abascal (ant. General Sanjurjo), 38, bajo izquierda
(Metro Alonso Cano, Gregorio Marañón, Iglesia)

Más información: correo electrónico

viernes, 10 de agosto de 2012

LXXVI aniversario del martirio de Antonio Molle

Se cumplen hoy, 10 de agosto de 2012, setenta y seis años del martirio en Peñaflor (Sevilla) de Antonio Molle Lazo, cuyo nombre lleva el que es actualmente principal círculo tradicionalista de Madrid y de Castilla.

Nació este glorioso joven en Arcos de la Frontera, en la madrugada del Viernes Santo, 2 de abril de 1915, en el seno de una familia carlista.

Educado en las Escuelas de los Hermanos de la Doctrina Cristiana, cofrade del Carmen, llevó siempre sobre su pecho el Santo Escapulario. Requeté del Tercio de Nuestra Señora de la Merced, de Jerez de la Frontera, donde vivió desde muy pequeño con sus padres, halló santa y gloriosa muerte el 10 de agosto de 1936, después de sufrir en su cuerpo grandes tormentos y mutilaciones, mientras en oposición a las blasfemias e improperios de los rojos, respondía gritando: ¡Viva Cristo Rey! ¡Viva España!

Se atribuyen muchos favores a la mediación de este carlista mártir. Su cuerpo descansa en la capilla de Cristo Rey, en la iglesia de Nuestra Señora del Carmen de Jerez de la Frontera.

sábado, 7 de julio de 2012

Del carlismo tardosocialista al neocarlismo parroquial

Existe, mundo adelante, una organización que se denomina a sí misma Comunión Tradicionalista Carlista cuya obsesión por denostar, directa o indirectamente, a la Comunión Tradicionalista es signo evidente de una conciencia desapacible. Hasta ahora la Comunión Tradicionalista ha hecho oídos sordos a las invectivas, contra ella y contra S.A.R. Don Sixto Enrique de Borbón, que la logorrea internaútica del principal prócer de la denominada CTC lanza a la Red día sí, día no. Sin embargo, hoy, cuando esa organización se ha embarcado en un intento de unificar a los que, de una manera u otra, se tienen por carlistas; hoy, cuando su «Diputación General» trata «con el máximo interés la creciente presencia de D. Carlos Javier de Borbón-Parma en España», ya no es el momento de callar, sino de aclarar.

Nunca se le han dado bien al Carlismo las colaboraciones con fuerzas ajenas. Nada sacó la Comunión en tiempos de la Guerra de Cuba, aunque por patriotismo abandonó transitoriamente su actividad parlamentaria de oposición al gobierno liberal. Mal le fue su colaboración con el Alzamiento y su decisión de mantenerse en él a pesar del Decreto de Unificación. Tampoco logró para sí misma bien alguno de su colaboración activa con otros grupos para detener la transición a la democracia, momento dramático en que no sólo se opuso al nuevo régimen y a la legalización de los partidos de izquierdas y separatistas, sino también a los que hasta poco tiempo antes formaban parte del Carlismo. Pero los carlistas no se arrepienten de ninguna de estas colaboraciones en tiempo de guerra o de cambios revolucionarios. Fueron  dictadas por la urgencia y la necesidad de defender a la Iglesia y a la Patria, aunque para ello tuvieran que dejar de lado, momentáneamente, partes importantes de sus principios. En los inasequibles anales históricos de lo que hubiera sido está inscrita la decisiva influencia de tanto sacrificio desinteresado.

Estas colaboraciones dictadas por circunstancias bélicas y, por lo mismo, oportunas en extremo, distan enormemente de los compromisos que el Carlismo ha querido hacer en tiempos de paz. Nacidas de un imprudente deseo de alcanzar el poder, el tiempo siempre ha demostrado su inoportunidad. Los intentos de colaboración con Franco en la década de los sesenta, que provocaron tanto desánimo entre los carlistas, fueron hechos a destiempo pues, si tal componenda hubiera sido aceptable, cuando tuvo que hacerse fue al producirse la Unificación, no con un franquismo en plena decadencia. Las componendas con toda clase de izquierdas que emprendió Carlos Hugo, no sólo fueron radicalmente destructivas, sino insensatamente extemporáneas. Si a tal quería llegarse, la oportunidad se dio para el Carlismo al elegir bando en el Alzamiento. El «carlismo» paleosocialista a lo Tito, fue una traición a los principios y además fue ridículo porque se sumó, tarde y mal, al renqueante bloque del Este.

Con su improvisado «Partido Carlista», Carlos Hugo quiso hacerse un sitio en la naciente democracia y sólo hizo una labor destructiva. La llamada CTC, muy meritoriamente, denuncia esta defección, pero desde su surgimiento está dominada por la misma obsesión de que le concedan un lugar. Se conforman con un mínimo de doctrina para buscar la asociación unas veces con cualquier grupo o partido, sea demócratacristiano o fascista, que quiera mantener los llamados «principios no negociables»; otras veces trata de aunar a un carlismo historicista, sentimental y folklórico con la esperanza de ampliar unas bases ligadas bajo una doctrina esmirriada y esquelética. Nada más inoportuno en estos tiempos donde la democracia liberal y el capitalismo, de consuno, hacen aguas por todas partes y donde lo que se ha de procurar, primero, es la transmisión con toda seriedad de la doctrina íntegra.

Su inspiración última, desde siempre, ha sido una ideología vagamente carlista sometida a directrices eclesiales propias de una parroquia conciliar. Buen número de sus miembros, estoy seguro de ello, no han olvidado la Realeza de Cristo y mantienen para su coleto la confesionalidad del Estado y la prohibición de la libertad de cultos. Pero tanto en sus declaraciones como en sus acciones se constriñen a la defensa de ese ámbito privado que es la religiosidad personal y familiar. Como los curas en sus parroquias, parecen dispuestos a acoger con benevolencia a casi todo el espectro político, pero no a lo que ellos llaman integrismo. Ahí pierden toda compostura. En un reciente escrito, uno de sus intelectuales ―opus mal ribeteado de fraseología carlista― inserta, sin venir a cuento, como salida del alma, la siguiente frase de tintes maritainianos: «el integrismo es una parodia grotesca de la propuesta integral del carlismo. No se puede dar a Dios lo que es propio del César como no puede darse al César lo que es de Dios». A Dios, lo suyo, lo del César y el César mismo. Ahí se convierte la Comunión Tradicionalista en objeto de sus iras y la definen como brazo secular del «lefebvrismo» o falsedades similares. Porque la Comunión, la verdadera, respeta y mucho a la Hermandad de San Pío X, pero nada le debe, ni en la práctica, ni en la teoría política. Que el Carlismo ha defendido cuanto ella defiende mucho antes de que fuera conocida en España.

En suma, la ideología política públicamente mantenida por la supuesta CTC es la de un neocarlismo parroquial satisfecho con rechazar parcialmente el laicismo gubernamental y con presentar como una elección respetable los principios carlistas. Exactamente igual que los modernos eclesiásticos se conforman con denunciar el aborto y las otras leyes contra la familia o contra la «vida» (como ellos dicen) y con pedir que se consienta «vivir» el catolicismo postconciliar como opción entre otras. Llámese a esto neocarlismo parroquial, o como se quiera, esa CTC que defiende principios irrenunciables (como si pudiera haberlos renunciables) e intenta formar «ligas tradicionalistas» por medio de convivencias familiares (como si en eso consistiera la acción política), no es más que un trasunto democráticamente expurgado del Carlismo. Su carlismo emasculado no sirve sino para tranquilizar conciencias débiles con juegos florales y narraciones del pasado.

No hay más que ver lo que alegan para reivindicar su derecho a llamarse Comunión Tradicionalista. Aunque habría mucho que decir al respecto, admítase que ellos fueron haciéndose con el poder de la Comunión a partir del año 1987 y que, además de apoderarse de la inscripción que ésta tenía en el registro de partidos, recurrieron a inscribir también aparte el nombre de Comunión Tradicionalista. Sí, ellos «son» la CTC y la CT según la legalidad vigente, es decir según las leyes de la democracia partitocrática. Ni se les pasa por las mientes que la Comunión no es un partido, sino el conjunto de españoles que mantienen todos los principios del tradicionalismo y la legitimidad dinástica según las leyes de sucesión española. Cualquier día nos denuncian al gobierno por usar el nombre de Comunión. Cualquier día piden a Juan Carlos que les ayude a dirimir la cuestión sucesoria.

Cuestión sucesoria en la que la postura de la supuesta CTC alcanza el colmo del despropósito. Tras la defección de Carlos Hugo, como tal reconocida por la sedicente Comunión y en tanto que sus hijos no fueran mayores de edad, según las leyes sucesorias la responsabilidad de la corona recayó, como regente, sobre S.A.R. Don Sixto Enrique de Borbón, único varón restante, hijo del Rey Don Javier. Responsabilidad aceptada sin que pueda achacársele declaración alguna contra los principios de la tradición. ¡Ah! Pero a los próceres de ese grupo no les gusta este regente. Será quizás porque a ese grupo no le faltan ribetes de pacifismo (¡un carlismo pacifista!) y reprueban el acto heroico de Montejurra, donde Don Sixto Enrique se jugó personalmente su integridad física. Será porque Don Sixto, como los auténticos monarcas, tiene su propio criterio y no ha adoptado la política por ellos deseada. Sea por lo que sea, «no confían en él». Como si el monarca hubiera de hacer campaña electoral; como si debiera someterse a cuestiones de confianza. Yerre o acierte dentro de lo que a su prudencia compete, el monarca lo es mientras no abandone los principios o se extralimite convirtiéndose en tirano. En esto, los de esa CTC confunden monarquía con democracia y rey con presidente del gobierno. Y, cuando dicen que, en cierto modo, «andan buscando rey» y creen que la corona puede quedar vacante, mientras no haya un rey que les haga tilín, o cometen la misma confusión, o se dejan llevar de  alguna oscura concepción caudillista.

La última es que miran con ojos esperanzados a Carlos Javier, hijo mayor de Carlos Hugo. Empezando por Don Sixto Enrique, nadie niega a Carlos Javier la legitimidad de origen, pues la defección de su padre no invalida la transmisión de los derechos sucesorios. Pero no puede suceder a su padre, que dejó de ser príncipe hace cuarenta años, sino al Rey Don Javier. Y podría sucederle si recibe la corona de manos del regente, Don Sixto Enrique, caso de que cumpla las demás condiciones de la legitimidad. Sin la figura de Don Sixto, como regente, cualquier derecho sucesorio, a falta de legítimos reclamantes, habría periclitado durante los últimos decenios. La Junta de Gobierno de la supuesta CTC dice hacer votos «para que un día, cuando Dios quiera, sea posible un rey tradicional». ¿Creen acaso que los reyes surgen de manera milagrosa o por generación espontánea? Quien desee saber quién es el rey deberá recorrer, sin hiatos, la transmisión del poder monárquico según las leyes de sucesión. Si no compras un boleto, por mucho que reces no te tocará la lotería. La absurda idea de la orfandad dinástica, o de un tronovacantismo prolongado, sólo pone de manifiesto que esa CTC no se toma en serio ni la monarquía ni, por tanto, el carlismo.

De igual falta de seriedad han hecho gala cuando han querido hallar en la declaración de Carlos Javier de abril del 2011 «algunos aspectos positivos como:  ... su promesa de fidelidad a las tradiciones y en primer lugar a la religiosa, como clave de un esquema de recuperación de referentes morales». Porque lo que Carlos Javier dice sobre las tradiciones es lo siguiente: «Como mi padre, seré fiel a nuestras tradiciones», que no es evidentemente lo mismo. Y lo que dice respecto de la religión no se refiere sólo a la católica, sino que abarca cualquiera forma de religiosidad: «También nuestras raíces de cultura cristiana y humanista, donde han dejado huella otras espiritualidades, nos instan a luchar contra el terrible déficit ético … etc.». Ver en esto algo positivo ya no es falta de seriedad, sino aceptación de la tesis, primero kantiana y luego modernista, de la prioridad de la ética sobre las religiones institucionalizadas (incluida la católica) que son manifestaciones diversas de aquélla. Prefiero echar a buena parte estos traspiés doctrinales y pensar que, pese a su extrema gravedad, quizás hayan pasado inadvertidos a unos y otros. Eso tiene el contacto excluyente con los nuevos curas.

En todo caso, ¿qué puede esperar el Carlismo de un príncipe demócrata que dice: «Creo que desde nuestra secular identidad, original, comprometida y con la legitimidad democrática que nos otorga nuestra decidida participación en la transición democrática y nuestra marcha hacia una España plural, podemos ser actores históricos de un cambio ... »? ¿Qué de quien el mismo día jura (o algo así) los fueros navarros y pone flores en la tumba de comunistas? ¿Qué de quien se permite otorgar la Orden de la Legitimidad Proscrita por igual a un socialista, como Raúl Morodo, y a los ancianos patriarcas del carlismo? ¿Qué de quien promete cumplir «con los deberes y sacrificios que me impone el ser hoy el abanderado dinástico del Carlismo», y ha empezado por contraer un matrimonio desigual que priva a su descendencia de derechos sucesorios? Es posible que esa CTC y Carlos Javier de Borbón Parma lleguen a entenderse. Una y otro quieren hacerse un sitio. Pero será una alianza transitoria. Porque la llamada CTC quiere un puesto en el sistema eclesial y político para su neocarlismo parroquial. Ya ha conseguido eco en Infocatólica y, de seguro, espera resonar en Alfa y Omega. Sin embargo, me da en la nariz que todo eso le trae al pairo a Carlos Javier cuya aspiración probablemente se reduce a que el ¡Hola! le abone a su cuenta de famosos. Junto a la Duquesa de Alba.

José Miguel Gambra

miércoles, 23 de mayo de 2012

Crónica de la conferencia del Dr. Raúl Leguizamón

El sábado 19 de mayo de 2012, según lo que anunciábamos días atrás, Raúl Leguizamón, director del Instituto Creacionista de la Universidad Autónoma de Guadalajara (Méjico), pronunció una conferencia titulada «Y el mono se hizo hombre... Crítica del evolucionismo católico» para nuestro Círculo Cultural Molle Lazo de Madrid. El acto resultó un auténtico éxito no sólo por la afluencia de público que, en buena parte, hubo de permanecer en pie por falta de butacas, sino principalmente por el interés que la ponencia despertó en todo el auditorio. Tras la presentación del conferenciante, que corrió a cargo del Dr. Miguel Ayuso, el Dr. Leguizamón expuso magistralmente las incontables dificultades teóricas que conlleva la pretensión, tan en boga entre los ambientes eclesiásticos modernistas, de hacer compatible el evolucionismo con el magisterio católico. Firmemente sustentadas en la interpretación tradicional, o verdadera, de los textos bíblicos y las declaraciones mismas de los evolucionistas, sus palabras mostraron cómo la teoría evolucionista es esencialmente materialista y cómo sus propios defensores la consideraron siempre incompatible con el cristianismo. Sólo un deseo de adaptar, a cualquier precio, las enseñanzas de la Iglesia al mundo moderno puede mantener la artificiosa unión de esa teoría y la concepción cristiana de la naturaleza humana y de su creación. La fina ironía de Leguizamón hizo las delicias del público, por ejemplo cuando vino a decir que la sentencia bíblica sobre el hombre caído que reza «quia pulvis es et in pulverem reverteris» (Gen. 3, 19) debería según el evolucionismo católico reinterpretarse como si dijera «quia simius es et in simium reverteris», lo cual ―señaló― plantearía no sólo problemas filosóficos y teológicos sino también funerarios.

El coloquio que siguió a la charla tuvo tantas intervenciones por parte del público que el moderador se vio en la obligación de atajar la afluencia de preguntas para no agotar al orador.

lunes, 7 de mayo de 2012

Conferencia Madrid 19 de mayo



Sábado 19 de mayo de 2012
19:00


Y el mono se hizo hombre...

Crítica del evolucionismo católico


por el Dr. Raúl Leguizamón


Raúl Leguizamón se doctoró en medicina en la Universidad Nacional de Córdoba (Argentina). Cursó después estudios en universidades de EE.UU., Alemania y Japón. Durante veintidós años ejerció como anatomopatólogo del Hospital San Roque, de la ciudad de Córdoba, de cuya Comisión de Bioética fue también miembro. Ha sido docente de Histología, Embriología y Genética y de Anatomía Patológica en la Universidad Nacional de Córdoba. Y desde el año 2003 dirige el Instituto Creacionista de la Universidad Autónoma de Guadalajara (Méjico).

Ha dado conferencias y publicado libros sobre temas de su especialidad, destacándose en particular por debelar los errores del evolucionismo en cualquiera de sus modalidades, incluida la sedicente católica. Para el número monográfico que la revista Verbo dedicó en 2009 (número 471-472) al tema al cumplirse el bicentenario del nacimiento de Darwin y los ciento cincuenta años de la publicación de su libro sobre El origen de las especies, escribió un notable texto titulado «La superstición darwinista».

Cabe destacar entre sus libros Fósiles polémicos, La ciencia contra la fe, En torno al origen de la vida, Y el mono se convirtió en hombre...

Precisamente le hemos pedido que, a partir de este provocador título, nos ilustre la crítica al «evolucionismo católico».


Fundación Francisco Elías de Tejada
C/. José Abascal (ant. General Sanjurjo), 38, bajo izquierda
(Metro Alonso Cano, Gregorio Marañón, Iglesia)

Más información: correo electrónico

domingo, 29 de abril de 2012

Seminario de formación Madrid 5 de mayo

Sábado 5 de mayo de 2012
19:00


Seminario de formación
La incorporación de Navarra
a la Monarquía española

por Eugenio Barrera Etura, historiador


Con ocasión del V centenario de la unión de Navarra a la Monarquía española, el Círculo Cultural Antonio Molle Lazo organiza el próximo seminario de formación sobre dicho acontecimiento, considerando de gran interés recordar algunos aspectos hoy olvidados del mismo.


Fundación Francisco Elías de Tejada
C/. José Abascal (ant. General Sanjurjo), 38, bajo izquierda
(Metro Alonso Cano, Gregorio Marañón, Iglesia)

Más información: correo electrónico

domingo, 22 de abril de 2012

Madrid, 26-28 de abril de 2012

El Círculo Cultural Antonio Molle Lazo comunica a sus socios, amigos y simpatizantes las actividades convocadas por otras asociaciones durante este mes de abril. Recomienda la participación en ellas por ser unas jornadas imprescindibles de divulgación histórica y fundamentos teológicos de la política. A todos aquellos que no permanecen indiferentes ante una sociedad que necesita dirigirse de algún modo político, les resultará conveniente el conocimiento histórico y el aprendizaje de pautas para la regeneración de España.

Jueves 26 de abril

Seminario internacional

EL «OTRO» CÁDIZ

Una revisión problemática de los orígenes del constitucionalismo hispánico


Organiza:
Consejo de Estudios Hispánicos Felipe II, junto con Tribuna Americana / Universidad Antonio de Nebrija

Casa de América. Paseo de Recoletos, 2. Madrid

Apertura 09:45 h. Cierre (última conferencia) 20:00 h.


Viernes 27 y sábado 28 de abril

IV Jornadas Hispánicas de Derecho Natural

y

XLIX Reunión de Amigos de la Ciudad Católica


EL BIEN COMÚN

Implicaciones político-jurídicas y cuestiones actuales


Organizan:
Consejo de Estudios Hispánicos Felipe II  / Fundación Speiro / Universidad Antonio de Nebrija / Unión Internacional de Juristas Católicos

Universidad Antonio de Nebrija. C/. Cea Bermúdez, 59. Madrid

Inauguración viernes 27, 17:45 h.
Cierre (conferencia de clausura) sábado 28, 20:00 h.

Más información e inscripciones en el cuaderno de bitácora del CEH Felipe II

sábado, 7 de abril de 2012

Santa y feliz Pascua




Regina Coeli laetare,
Alleluia,
Quia Quem meruisti portare,
Alleluia,
Resurrexit, sicut dixit,
Alleluia.
Ora pro nobis Deum.
Alleluia.


Gaude et laetare Virgo Maria, alleluia.
Quia surrexit Dominus vere, alleluia.

jueves, 8 de marzo de 2012

Ayuda al Círculo San Miguel de Liria



El Círculo San Miguel de Liria, bastión del Carlismo en el Reino de Valencia y uno de los círculos tradicionalistas más simpáticos y queridos, se encuentra en apuros. La «Consellería de Sanidad» autonómica efectuó una inspección de la cocina de la cafetería del círculo ―una de esas inspecciones que cerrarían la práctica totalidad de los restaurantes chinos y de los «kebabs», pero que por alguna misteriosa razón no lo hacen― y exigió tales y tan urgentes cambios en la misma que la junta del Círculo San Miguel se ha visto obligada, bajo la amenaza de clausura, a solicitar un préstamo de 36.000 € para poder acometerlos. Ya se han llevado a cabo, pero ahora queda pagar el préstamo.

Conocedora de tan angustiosa situación, la Secretaría Política de S.A.R. Don Sixto Enrique de Borbón les ha hecho llegar un donativo de quinientos euros, y ha encomendado al Círculo Molle Lazo la tarea de reunir una contribución mayor.

Hacemos un llamamiento a nuestros socios, correligionarios y amigos, para que contribuyan en la medida de sus posibilidades. Son tiempos difíciles para todos, pero no debe permitirse el cierre de una institución tan benemérita como el Círculo San Miguel.

Pueden ingresarse los donativos en la cuenta del Círculo Cultural Antonio Molle Lazo, Caja Madrid 2038 1153 21 6001032574, especificando en el concepto «Para el Círculo San Miguel».

sábado, 3 de marzo de 2012

Madrid, 10 de marzo. Mártires de la Tradición



Sábado 10 de marzo de 2012
20:00

Santa Misa por los
Mártires de la Tradición


Capilla Santiago Apóstol
C/. Catalina Suárez, 16
(junto al nº 85 de la Avda. Ciudad de Barcelona)
Metro Pacífico, salida Dr. Esquerdo, impares.
Bus 8, 10, 24, 37, 54, 56, 57, 136, 140 y 141.
Madrid

Como sabéis, esa festividad fue establecida por S.M.C. Don Carlos VII en 1895 y, desde entonces, ha sido puntualmente celebrada por los carlistas, año tras año. Nada mejor que las palabras del propio Rey, para entender el sentido de esta celebración:

«¡Cuántos centenares de valerosos soldados he visto caer junto a mí, segados por las balas besando mi mano, como si en ella quisieran dejarme, en su último aliento, su último saludo a la Patria! (...)

Todos morían al grito de ¡Viva la Religión!, ¡viva España!, ¡viva el Rey!

Con la misma sagrada invocación en los labios ¡cuántos otros han entregado el alma a Dios, mártires incruentos en los hospitales, en la miseria; matados, aun más que por el hombre, por las humillaciones, y todo por no faltar a la fe jurada, por ser fieles al honor, por no doblar la rodilla ante la usurpación triunfante!

Nosotros, continuadores de su obra y herederos de las aspiraciones de todos ellos, tenemos el deber ineludible de honrar su memoria.

Con ese objeto propóngome que se instituya una fiesta nacional en honor de los mártires que, desde principio del s. XIX, han perecido a la sombra de la bandera de Dios, Patria y Rey, en los campos de batalla, en el destierro, en los calabozos y en los hospitales, y designo para celebrarla el día 10 de marzo de cada año, día en que se conmemora el aniversario de la muerte de mi abuelo Carlos V. (...)

En ella debemos procurar sufragios a las almas de los que nos han precedido en esta lucha secular, y honrar su memoria de todas las maneras imaginables».

Esto decía Carlos VII al instituir la fiesta hace 115 años. Con cuánta mayor razón lo diría hoy, tras el inmenso sacrificio que hicieron los requetés durante la Cruzada del 36. Sacrificio que condujo a la victoria y salvó a España del peligro marxista, pero se renovó de manera cruenta con los carlistas muertos a manos del terrorismo.

En esta sociedad desértica de toda virtud, sentimos los carlistas la zozobra de una soledad sin oasis; nuestro espíritu decae y se tambalea en su aislamiento. Nada tan reconfortante como unirnos en la oración por aquellas masas de requetés y correligionarios que nos han precedido. Así recordaremos que, a pesar del transitorio abandono de quienes nos rodean en el espacio, estamos, a través del tiempo, enlazados con innumerables hombres de ejemplar virtud, cuyo esfuerzo nos ha transmitido la antorcha inmortal del carlismo. Nada más piadoso que rezar por el eterno descanso de sus almas y pedir la intercesión de todos los que estarán en la presencia del Padre, como, de seguro, lo está Antonio Molle Lazo.

Venid, pues, numerosos a orar por nuestros muertos. Porque vosotros, fieles a la fe jurada y dolientes por las humillaciones, serviréis de enlace con futuras generaciones de carlistas que, a su vez, os procurarán sufragios para vuestro eterno descanso.
(De la Circular de la Comunión Tradicionalista,
Madrid, 21 de febrero de 2011)

lunes, 27 de febrero de 2012

Seminario de formación Madrid 3 de marzo


Sábado 3 de marzo de 2012
19:00

Seminario de formación
¿Somos iguales?


por Juan Matías Santos, doctor en psiquiatría

Juan Matías Santos García, médico psiquiatra, disertará sobre la supuesta igualdad de hombres y mujeres, tanto en su aspecto físico como psicológico, centrándose de modo especial en el funcionamiento del cerebro de cada uno de los sexos y en algunas de las consecuencias de estas realidades naturales sobre la sociedad.

Fundación Francisco Elías de Tejada
C/. José Abascal (ant. General Sanjurjo), 38, bajo izquierda
(Metro Alonso Cano, Gregorio Marañón, Iglesia)

Más información: correo electrónico

jueves, 26 de enero de 2012

Seminario de formación Madrid 4 de febrero


Sábado 4 de febrero de 2012
19:00

Seminario de formación
El Ejército español
en la actualidad


por Francisco Requena Paredes

Esta presentación se basa en la experiencia del conferenciante y versará sobre la Reserva Voluntaria en el modelo de ejército actual, así como sobre su verdadera situación hoy día, fruto del pensamiento liberal postmoderno según el cual se han ido reformando los ejércitos de nuestra Patria en los últimos treinta años.


Fundación Francisco Elías de Tejada
C/. José Abascal (ant. General Sanjurjo), 38, bajo izquierda
(Metro Alonso Cano, Gregorio Marañón, Iglesia)

Más información: correo electrónico